Fuente: Canal 12

La ola de robos violentos no para y este fin de semana la sufrió el encargado del hotel Ibiza de Carlos Paz. Cerca de las 2 de la madrugada del domingo, un delincuente ingresó tras romper la puerta de vidrio con un ladrillo y lo apuñaló varias veces.

La primera de las puñaladas que hirió a la víctima ingresó debajo de la oreja. Por un milagro, la navaja del ladrón se rompió y el resto de los puntazos no lo terminó matando. Ahora, se recupera y está fuera de peligro.

“Atiende a la noche. Ahora está bien, milagrosamente se ha salvado porque la herida fue muy profunda”, describió su hermana en Arriba Córdoba.

“El ladrón vino en una moto. Tocó timbre y como estaba todo cerrado, le dijo que no había habitaciones. Se fue y a los 3 minutos volvió con un ladrillo, rompió la puerta y entró con la navaja en la mano. Le clavó la navaja debajo de la oreja. Se le había roto la navaja, por eso no lo mató, porque le seguía dando puñaladas. Entró a matar”, afirmó la mujer.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here