Lic. Patricia I. Nardi | M.P. 4052

Según el Código Alimentario Argentino (CAA), con el nombre de azúcar se identifica a la sacarosa. Se la extrae de vegetales como: caña de azúcar (género Saccharum y sus variedades), remolacha azucarera (Beta vulgaris L., variedad rapa), sorgo azucarero (Sorghum saccharatum Pers.) y Arce de Canadá (Acer saccharinum Wang)

El consumo excesivo de azúcar puede traer complicaciones a nuestra salud, como por ejemplo favorecer la aparición de caries dentales, el sobrepeso, la obesidad, aumento de riesgo cardiovascular, diabetes tipo 2, hígado graso, y algunos tipos de cáncer.

El azúcar como tal, no es un nutriente esencial, no aporta ningún nutriente importante, más que calorías y por ello no es necesario incluirlo en la alimentación diaria ya que son calorías vacías.

Una gran cantidad de alimentos tienen en su composición azúcares agregados. Estos alimentos, por lo general son de muy bajo valor nutricional, como lo son las golosinas, jugos, cereales de caja, barritas, galletitas dulces y saladas, bollería en general, aderezos como el kétchup, entre muchos otros, los denominados alimentos ultraprocesados.

Los motivos por el cual se agregan azúcares a los alimentos, son de lo más variado, pero el hacerlos más apetitosos es el motivo principal. También se utilizan en la industria para dar textura y color, como conservante, fermentador, para equilibrar la acidez, etc.

En cuanto a las recomendaciones, la OMS (Organización mundial de la Salud), recomienda consumir menos del 10% de la ingesta calórica total diaria, indicando que, si la ingesta calórica total diaria se reduce a menos del 5% se obtendrán beneficios adicionales. Para llevar a la práctica, ese 5% representa unos 25 gs de azúcar, aproximadamente 6 cucharaditas de café, para un adulto en total en un día.

Estas recomendaciones, se aplican a todos los azúcares, ya sea morena (o mascabo), rubia, blanco, y extra blanco ya que todas clasifican en la definición de azúcar y solo cambia su proceso de refinamiento.

También se incluyen en esta recomendación, los azúcares presentes de forma natural en la miel y los jarabes.

Como dato importante, podemos destacar que una sola lata de gaseosa endulzada con azúcar contiene unas 10 cucharadas (de café) de azúcar.

Por ello, es importante conocer que se está consumiendo mediante la lectura de etiquetas de los alimentos comprados y tener en cuanta cuanto azúcar se agrega a las infusiones.

Por todo lo expuesto, es de vital importancia comenzar a ser artífices de nuestra propia salud y disminuir el consumo de azúcar en nuestra dieta habitual.

Hasta la próxima!!

Nota correspondiente a la edición n° 567 del periódico La Jornada, del 28 de julio de 2021.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here