En el día en que distritos como la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Mendoza y Córdoba retomaron clases presenciales en algunos niveles, el presidente Alberto Fernández advirtió que “están jugando con fuego y ese fuego va a quemar a la gente”.

En declaraciones a la AM 990, el primer mandatario puso como ejemplo a Alemania, al afirmar que en ese país “cuando hay 150 personas contagiadas cada 100.000 habitantes se suspenden las clases”. Y agregó que “en esos lugares, la tasa de incidencia es de 600 a 700 casos, o sea cuatro veces la tasa que marca Alemania para suspender las clases”.

Más adelante, sostuvo que “todo esto es para que la gente entienda que no es un capricho, no es que se nos ocurrió arruinarles la vida a los porteños, cordobeses, la idea es cuidar a la gente. Y está visto que la educación moviliza al 25% de lo que circula diariamente en Buenos Aires”.

Cba24n

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here