Durante la noche del martes 25 y la madrugada del miércoles 26 de mayo podremos observar a nuestro satélite natural en su fase de Luna Llena.

En particular, esta Luna Llena se producirá en cercanía del perigeo, es decir, el punto de la órbita lunar más cercano a la Tierra. Esto permitirá apreciarla un poco más grande y brillante que lo habitual.

La distancia media entre la Luna y la Tierra es de aproximadamente 384400 kilómetros, pero al trasladarse la Luna alrededor de la Tierra en una órbita elíptica, esta distancia varía entre aproximadamente 355000 kilómetros cuando la Luna está en el perigeo, y hasta 405000 kilómetros cuando la Luna está en el apogeo (punto más alejado de la Tierra).

La variación en la distancia a la Luna, hace que desde Tierra la veamos un poquito más grande y brillante cuando está más cerca. La Luna Llena en el perigeo llega a ser alrededor de un 30% más brillante y un 15% más grande que la Luna Llena en el apogeo.

Fuente: Observatorio Astronómico de Córdoba / Cba24n