Producción VillaNos Radio

“Estar enfermo de otra cosa que da fiebre en época de Covid-19”, así inicia una serie de tweets que publicó la vecina Juli Juliano denunciando la falta de atención médica temprana ante el cuadro febril que presentaba. Durante tres días luchó para recibir la asistencia sanitaria correspondiente a medida que se profundizaban los síntomas por una bronquitis con evolución a neumonía.

“El miércoles 1 de abril me levante con fiebre y el jueves 2 de abril decidimos llamar al 147. Empecé la cuarentena desde antes que fuera obligatoria y sólo salí dos veces a comprar. Por eso nos parecía raro que fuera coronavirus, pero igual cumplimos con todo lo que te indican. Me dijeron que vaya al hospital que me iban a estar esperando”, así contó Juliano como comenzó un largo recorrido hasta lograr ser atendida y diagnosticada.

Cuando arribó al hospital municipal Gumersindo Sayago le advirtieron que no estaban atendiendo más casos febriles, pero que una médica la iba a ver. “La médica me revisa muy vagamente. No tenía muchas medidas de protección y me dice que para ella era una gripe común y que solo tomara antibióticos si me salían placas. Me pidió que me mantenga con paracetamol para bajar la fiebre y sólo me vio la garganta y me tomó la fiebre. Me dijo que recurra a la obra social si seguía con fiebre o aparecían nuevos síntomas”, relató la mujer.

Ya en ese momento la paciente estaba con dolor de garganta y tos. Los días siguientes los síntomas fueron evolucionando. “El sábado empeoró todo, tenía fiebre, tos y dificultad para respirar. Nos comunicamos con la obra social, me dijeron que tenía los síntomas compatibles con Covid-19 y que llame al ministerio de Salud de la provincia”, continuó. Desde el 0800 del ministerio le aseguraron que no coincidía epidemiológicamente con coronavirus, ya que la atención se está enfocando en pacientes que han viajado al exterior o han tenido contacto con un caso confirmado.

“Me dicen que ellos no me podían atender, que me vuelva a comunicar con la obra social. De llamada en llamada todos se pasaban la pelota y nadie me daba una solución”, sentenció. La obra social finalmente le envió una ambulancia a su casa y una médica desde la puerta de su habitación le hizo una serie de preguntas y le manifestó que coincidía con un caso de Covid-19. Luego, la profesional llamó a una clínica privada de la ciudad para que recibieran a Juliano.

En la clínica, fue ingresada y atendida por un profesional “de manera quejosa, como si quisiera que me sienta culpable de estar enferma”, contó. “Me revisó dijo que no coincidía con coronavirus, pero si tenía los signos vitales alterados y ahí vino el médico, que fue el único que en toda esta historia me trató bien y se interesó en lo que me estaba sucediendo”, agregó.

Allí le realizaron una placa y se confirmó el diagnóstico: bronquitis con evolución a neumonía. Le recetaron un tratamiento con antibióticos. Al otro día la fiebre comenzó a bajar y los síntomas a mejorar.

“En ningún momento, el médico me dijo que me podía hacer el test. Sin embargo, me atendió como un caso sospechoso de Covid-19, porque tomaba todas las precauciones. Estaba preparado con barbijo N95, bata y mantenía la distancia social”, explicó Juliano.

Entre el hospital municipal, la línea directa del ministerio de Salud de la provincia y la obra social generaron un “Sentí que en todos los lugares a los que asistí y llamé nadie quería hacerse cargo de lo que mes estaba sucediendo y me daba una solución. Porque no entraba en el protocolo Covid-19 y eso demoró mucho la atención”, denunció.

El caso tiene algunas similitudes con el de la docente Liliana Giménez, de 44 años y oriunda de Villa Giardino, que falleció el martes 7 de abril por la tarde producto de una neumopatía, luego de padecer fiebre durante nueve días. Sus familiares y amigos denunciaron que no se le brindó la atención médica adecuada en medio de la crisis sanitaria por el coronavirus. Ella misma también había relatado esta situación en su cuenta de Twitter.

“Leí el caso de la señora de Villa Giardino y yo también estuve con 39 de fiebre tres días, entonces me pareció bueno contar lo que sucedió eso y que mejore esto. Las personas no solamente van a tener coronavirus, sino que se van a seguir enfermando de otras cosas. Tiene que asegurarse el diagnóstico temprano y la atención inmediata de las otras enfermedades que no sean coronavirus”, concluyó.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here