Por Roxana Corradi

Tapa_377_la_jornada_26-07-15Una muestra realizada por la Facultad de Turismo y Hospitalidad de la Universidad Abierta Interamericana (UAI) en colaboración con HRC Consultora a hombres y mujeres de todo el país revela que, del total de encuestados, sólo un 25% tenía decidido viajar y para el 33%, el destino elegido es la Patagonia argentina. Estos porcentajes demuestran que la población que vacaciona durante el invierno es considerablemente menor respecto de la que lo hace en verano. Y en este contexto es más fácil entender qué porción de la torta invernal le toca a Villa Carlos Paz este año.

 

La opinión de las asociaciones

Por la Cámara Multisectorial de Comercio, Industria y Turismo de Villa Carlos Paz, Osvaldo Mercado refirió que el arranque de las vacaciones se dio el 9 de julio: “Mucha gente especialmente del NOA se armó el fin de semana largo y fue espectacular. De ahí para acá hemos trabajado bien, superó las expectativas. No es una temporada de diez puntos, pero es superior a la del año pasado. En el rubro gastronómico es en el que más se notó, pero en regalería y demás también. Los adherentes a la Multisectorial reflejan unas vacaciones relativamente buenas. Sirve para hacer una toma de aire financiera para seguir el resto del año”.

Osvaldo Mercado - Cámara Multisectorial (1)Ante la pregunta de las esperanzas puestas en el inicio de las vacaciones porteñas, Mercado opinó que es un mito: “Carlos Paz es un destino de los dos o tres más baratos del país. La clase media de Buenos Aires busca la nieve, así que el porteño que viene arranca a venir este fin de semana”. Recordó que el tema del ballotage en la elección del jefe de gobierno los demoró. “Yo creo que vamos a trabajar hasta miércoles o jueves de esta semana que viene. Y de ahí va a decaer. Lo que deje estas vacaciones será un respiro financiero para afrontar el resto del año: pagar deudas de impuestos, cargas sociales etc”.

Por otra parte, confirmó el mantenimiento de los precios: “En mi caso particular, la carta de mi restaurante se mantiene desde hace nueve meses. La mayoría de los comerciantes hace un esfuerzo importante para mantener los precios”.

Con respecto al perfil de los visitantes, el dirigente describió que son familias tipo y muy “gasoleras” en sus gastos. Y lanzó la pregunta que muchos se hacen: “¿Qué brinda Carlos Paz en invierno? Hay que generar algo que atraiga al turista. Si tenés mejores atractivos la gente viene. ¿Qué hace la gente un día frio o lluvioso? Cine, cine y cine. No hay otra actividad. La mayoría de las localidades tienen algo, una fiesta, algo inventan. Hace 20 años que escucho de todos los sectores, políticos y privados que hay que romper estacionalidad, y no se rompe. Tenemos que trabajar privados y gobierno muy seriamente”.

“La Multisectorial que hace un año que se conformó, tiene proyectos y anuncios importantes que se lanzarán en agosto que van a dar empuje al comercio, y presentaremos una revista con información. Tuvimos un parate por las elecciones pero estamos en marcha y en condiciones de apoyar a la municipalidad en lo que se proponga. Apoyar al municipio para el bien de Carlos Paz, no trabajar para el municipio”, aclaró.

Y finalizó diciendo que las expectativas están puestas en el verano: “Tenemos que trabajar para que tengamos una buena temporada de verano. El año electoral marca una bisagra y la gente no sabe bien qué hacer ni en que invertir”.

Guillermo López Novoa - Asociación HoteleraEl presidente de la Asociación Hotelera y Gastronómica (AS.HO.GA.), Guillermo López Novoa, prefirió explayarse sobre los porcentajes de ocupación que, si bien no están cerrados pues quedan unos días por delante, difieren bastante de algunas cifras oficiales que se conocieron al principio de esta semana.

“Es difícil poder determinar cuando uno no tiene los números pero en la Hotelera hacemos el trabajo semanalmente, separando fin de semana, semana y fin de semana especial como el del rally”, cuenta mientras exhibe las planillas que así lo confirman.

“La primera semana de estas vacaciones, cuando  salió Córdoba y Santa Fe, anduvimos en un promedio del 38 por ciento. Nada brillante. Esta nueva semana que arrancó Buenos Aires, se suponía el gran boom pero se da un fenómeno muy particular: la gente viene por uno o dos días y sigue viaje. Carlos Paz no está siendo una ciudad turística para quedarse, es de tránsito. Siguen viaje para Merlo o Mina Clavero o el norte de Punilla. Nos llama la atención y nos preocupa al punto tal que estamos abriendo la estadística en otro ítem más que es ‘permanencia’ a los efectos de ver cuál es el promedio que se queda. Tomamos hoteles de una, dos, tres y cuatro estrellas, cabañas y departamentos”.

Consultado sobre el alojamiento informal, el dirigente hotelero sostiene que más que los “arbolitos” el problema que hay que atender es lo que se ofrece en internet: “Estamos haciendo un estudio sobre la oferta de internet para presentar al municipio. Hay cientos de ofertas difíciles de controlar”.

Con respecto a las diferencias de porcentajes tan acentuadas López Novoa sostiene que el punto está en la base que se toma para medir: “Tenemos habitaciones vendidas cuádruples o triples que se ocupan con dos personas, porque no podemos perder la venta. Ahí estamos en la mitad de lo real, y desde Turismo toman la habitación entera. El problema de rentabilidad, en hotel y gastronomía, es tremendo por la presión impositiva. Tenemos que hablar de cuál es la verdadera rentabilidad”.

“El panorama es el de mucha gente en la ciudad. La Asociación tiene doscientos y pico de socios y cuando analizamos los números  todos están en un 30 por ciento.  ¿Por qué? Porque el turista alquila un departamento para cuatro, al valor de una doble de dos estrellas. Se alquilan departamentos para cuatro personas por 450 pesos, mientras que la cuádruple en un hotel ronda los 700. El departamento no paga derechos intelectuales, que recordemos que son cinco, SADAIC, DAC (Directores, Autores y Compositores), AADI-CAPIF, SAGAI, y ARGENTORES. Promediando esta semana no podemos decir que haya más del 40 % de ocupación”, precisó.

“Tenemos que trabajar más seriamente la comunicación y el feedback entre los actores. Nosotros no tenemos nada personal, estamos haciendo gestión en nuestra organización para que nadie crea que la Hotelera es un club social”, advirtió.

El denominador común entre Mercado y López Novoa fue la baja rentabilidad que están teniendo los sectores, lo que implica pocas posibilidades de reinversión y mantenimiento del empleo.

José Luis RigazioJosé Luis Rigazio, presidente de la Asociación Inmobiliaria de Carlos Paz, anticipa al inicio de su exposición que las vacaciones de invierno nunca fueron un fuerte para su sector. “No tenemos datos estadísticos pero en la charla con los colegas se dice que se está trabajando bien”. Sobre las preferencias de los turistas de alquilar una casa o departamento, refiere que, “la elección no sólo está basada en los precios de los alquileres sino también en la libertad de acción que dan estas opciones. Se ahorra en comida y no hay horarios establecidos. Los hoteleros tendrán que enterarse que lo que ha cambiado son los gustos y preferencias de la gente”.

Respecto a los precios, Rigazio explicó que se han mantenido con respecto al verano: “Los que se exceden no alquilan. Y aprovechó a comentar que esto pasa también con los alquileres de locales que es un tema que está en debate por estos días. Los propietarios son sensibles a las necesidades de los turistas. No estamos ajenos a la realidad que vive el país. Estamos en una crisis económica y si no actuamos en consecuencia quedamos dentro de esa crisis”.

En cuanto a la caída de la rentabilidad de la que tanto se quejan otros sectores, sostuvo que, “hay que conquistar al cliente, seducirlo. Ahí estará el verdadero alcance de la rentabilidad”.

 

La palabra de los turistas

En el centro, por la Costanera, haciendo compras y algunos en espera en un restaurante, se encuentran los verdaderos protagonistas de las vacaciones: los turistas.

Familias con niños en edad escolar, matrimonios, pocos adolescentes. Lejos de saber de disputas internas por porcentajes de ocupación, caminan, observan, preguntan, hacen algunas compras y siguen caminando.

Sergio y Gabriela son un matrimonio que ronda los cincuenta años. Eligieron un restaurante céntrico para cenar. Hay espera de quince minutos pero se quedan porque ya estuvieron y tuvieron una buena experiencia en calidad y precios: “Llegamos el lunes. Como los chicos, ya adolescentes, decidieron no venir a último momento, cambiamos el alquilar una cabaña por un hotel céntrico. La verdad que en Carlos Paz cenamos y dormimos porque hicimos varios circuitos fuera de la ciudad: Calamuchita, Traslasierra, Punilla hacia el norte. Mañana (por el jueves) que es el último día haremos city tour. Hace diez años que no veníamos. La vemos más linda a la ciudad”.

Guadalupe y Ariel no superan los treinta años y a simple vista conforman la familia tipo. Llegaron desde Ituzaingó, al oeste del Gran Buenos Aires y su estadía es por seis días. Tienen una nena de 3 años y trajeron a un sobrino de diez: “Íbamos a ir a la Costa. La verdad que los alquileres estaban más baratos. Pero en el mar te tocan dos o tres días de lluvia o frio y gastás más. Las sierras tienen más posibilidades”. Con respecto al alojamiento, alquilaron un dúplex para cuatro personas en 700 pesos por día, “pero comprando en el supermercado y haciendo la vianda cuando salimos, ahorramos bastante”.

Respecto a lo que les ofrece la ciudad, se manifestaron conformes con “caminar por la costanera, la belleza del entorno, poder tomar mate a orillas del lago y  descansar”.

Es la tercera vez que visitan la Villa y la volverían a elegir.

Desde Esperanza, provincia de Santa Fe, llegaron José y Estela con su hija de siete años. Su estadía es en la casa de una familia amiga y por tres días. “El estar en la casa de amigos nos permite hacer más salidas, tanto excursiones como comer afuera. Pero no tenemos pensado gastar más de tres mil pesos”, aclaró.

Y con respecto a las excursiones, Eva que atiende la agencia de turismo Alto Vuelo, en pleno centro, cuenta que las dos excursiones más vendidas son Villa General Belgrano-La Cumbrecita, que suman al atractivo del paisaje la Fiesta del Chocolate Alpino en su 31° edición, y una estancia en el Camino del Cuadrado que tiene actividades varias e incluye almuerzo con un valor de $390 para los adultos y $290 para los niños: “Se está trabajando bien. Hay muchos turistas de Santa Fe, rosario, Mendoza y Salta. Nos llama la atención que muchos vienen por primera vez”.

Y con la misma dedicación que realiza la venta, escucha a los clientes cuando hacen sugerencias. “La queja más frecuente es la falta de cartelería visible y algún mapa gigante que señale los puntos de atracción en la ciudad. Otra cosa que falta es gente de Turismo repartiendo planos. A nosotros no nos traen. No tenemos a menos que los vayamos a buscar a las oficinas. Es un aporte constructivo”, señala para finalizar.

 

La opinión de los comerciantes

Mariel es propietaria de un “regional”. Sin manejar porcentajes nota que se está trabajando mejor que el año pasado, y como decía Osvaldo Mercado desde la Multisectorial, siente que estos días le van a dar un respiro para seguir el año. Pero aprovecha para expresar su disconformidad con los valores de los alquileres: “Pagamos mucho. Han aumentado y se hace difícil tener rentabilidad. Además  solemos tener problemas con los empleados que aunque los tengas como marca la ley, en cualquier momento te hacen un juicio”.

En la boletería del teatro Zorba, Nicolás se muestra conforme con la venta de entradas: “Tuvimos varios espectáculos distintos y trabajaron bien. El único que llenó en todas sus presentaciones fue “Pulenta” protagonizado por Adrián Gómez. Pero el resto tuvo buenas ventas. Este fin de semana esperamos con gran expectativa la presentación de Nazarena Vélez y Atilio Veronelli”. En todos los casos el valor de la entrada general es de $200.

Los bares y confiterías se ven concurridos. Los locales que venden ropa e indumentaria deportiva también. En palabras de los clientes, “los precios están muy acomodados”.

Estos conceptos reforzarían las palabras de los dirigentes consultados sobre el esfuerzo que se está haciendo por mantener los precios.

 

A modo de conclusión

Tal vez sea válido concluir con algún intento de conceptualización teórica respecto a la oferta turística, cuestión que se plantea en los sectores locales comprometidos con el tema, y la demanda turística que es lo que el cliente busca cuando elige la ciudad. Ni se puede ofrecer siempre lo mismo, con lo cual la política turística tiene que ser renovada y con acuerdos multisectoriales, ni se puede esperar que la demanda sea siempre la misma, ya que hay múltiples factores que hacen más sensible a los cambios a la demanda que a la oferta. Tal vez no sean la vacaciones de invierno el fuerte de la ciudad, y esté asumido que es una etapa de pocas expectativas. Y en este marco sería esperable que se den pocos cambios en la oferta a futuro, en la época invernal.

 

Oscar Antonio: “Estamos conformes”

Oscar Antonio (2)El secretario de Turismo de Villa Carlos Paz, Oscar Antonio, se mostró gratamente sorprendido por los números que está arrojando esta temporada invernal ya que, según recordó, “éramos cautos a la hora de dar predicciones para lo que sucedería este julio de 2015”.

“De acuerdo a nuestras estadísticas, determinados perfiles de hotelería nos han dejado conformes y cierta promoción desde marzo a la fecha y en ciertas provincias creo que ha fijado la marca, ha sido exitoso. Santa Fe y Buenos Aires son nuestros mayores visitantes y nos sorprende que quien ocupa el tercer lugar no es Córdoba sino Mendoza,” explicó el funcionario al analizar el origen de los visitantes.

En cuanto al alojamiento, sostuvo que, “lo que en julio más se solicita son cabañas y en números de ocupación va del 70 al 90%. Este fin de semana del 25 de julio vamos a estar casi en el 100%. Luego la hotelería mejor categorizada: 3 y 4 estrellas. El rubro ‘excursionista’, aquel que se aloja en otro lado y sale a pasear a las sierras, ha elegido la ciudad de Córdoba pero viene a pasear a Carlos Paz”.

“Estamos conformes con estos números y para más adelante tendremos las estadísticas comparativas para analizar”, concluyó.

 

Roberto “Tito” Grosso: “A los hoteleros julio siempre nos sirve”

Roberto Tito GrossoRoberto “Tito” Grosso, titular de un hotel de dos estrellas y administrador contable de otros alojamientos, contó la experiencia que le está dejando este julio: “A los hoteleros julio siempre nos sirve, sin dudas. En mi caso, yo trabajo siempre para traer a mis clientes y por eso puedo decir que tengo el hotel en un 70% y este fin de semana llegamos al 100%. Desde el tema de los precios estoy con tarifas muy promocionales pero sé de otros que no lo han hecho porque son decisiones que toma cada uno: yo si tengo que tener a mis empleados, mucamas, conserjes, cocina, prefiero que el hotel esté lleno a tener dos o tres habitaciones, entonces los precios son muy, muy acomodados y hacemos promoción. Apunto a la masividad”.

La necesidad de esta acción promocional con precios, Grosso la atribuye a la competencia en destinos que se suma día a día: “En hotelería Salta está casi a nuestros mismos  precios y con lo que nos mata es con la gastronomía ya que es mucho más barato. Podemos competir porque estamos más cerca de Buenos Aires o Rosario pero los operadores turísticos se las arreglan para sacar colectivos y armar el destino. Lo mismo pasa con Termas que ha renovado muchísimo su hotelería y hoy es una gran competencia. Es por todo esto que tenemos que jugarnos con el precio y pelearla”.

Grosso no coincide en que haya una especie de abandono de los privados en julio: “Yo he salido a hablar con todos los clientes pero hay cada vez más destinos, antes quien no llegaba para la nieve venía a Carlos Paz, hoy tiene muchas otras opciones y nosotros en invierno tenemos muy poquitas cosas, esa es la verdad, no hemos creado otros productos. Este invierno, por lo menos, tenemos alguna producción de espectáculos, pero nada más”.

En materia de rentabilidad, indicó que lo que más cuesta en Carlos Paz es el pago de los servicios: “En Merlo, San Luis, un hotel paga 200 o 300 pesos de agua, yo pago entre 4 y 5 mil pesos de agua por mes, la luz también es cara y también las tasas municipales de Industria y Comercio que se pagan todos los meses, aún si uno no ha trabajado, es una de las caras de la provincia.”

“Es importante trabajar en julio, si no lo tuviéramos sería peor, pero viene cada vez más en baja y se nos hace más difícil conseguir a nuestros clientes por la competencia que sigue creciendo”, concluyó el empresario.

 

Nota correspondiente a la edición n° 377 del semanario La Jornada, del 26 de julio de 2015.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here