La temporada de verano avanza y el movimiento económico de Villa Carlos Paz alcanza niveles como hace meses no se registraba. Pero no todo son buenas noticias.

La pandemia del coronavirus sigue latente y el riesgo de un rebrote exige extremar las medidas de prevención.

Sin embargo, y por diversas razones, es notoria la falta de cumplimiento de los protocolos y también la ausencia de controles por parte de los organismos del Estado competentes, ya sean del municipio o la provincia.

Y este peligroso combo preocupa al gremio mercantil de Villa Carlos Paz,

‘En diciembre decíamos que ya se estaba trabajando muy bien y advertíamos que había que tener la máxima atención por parte de los empleadores. Hoy recorremos el centro de la ciudad y vemos negocios llenos, por encima de la capacidad dispuesta en los protocolos. Los empleados nos dicen que por orden de los propietarios tienen que dejarlos entrar, generando una aglomeración que no está permitida’, explicó Carlos Orso, secretario General del Centro de Empleados de Comecio.

‘Estamos muy preocupados. Por vender no vamos a exponer la salud de nuestros compañeros’, dijo a VillaNos Radio, y alertó sobre la ausencia de los inspectores del ministerio de Trabajo.

‘Parecería que la orden es que dejen los trabajar libremente. Nosotros hemos salido con nuestros inspectores y tratamos de hacer lo que se puede, pero no tenemos poder de policía ni nada por el estilo. Solo le ponemos el pecho a esta situación’, afirmó.

E insistió: ‘La sensación es que están enloquecidos por vender porque se acaba el mundo. Y no sé si será mito o no pero parece que la orden es ‘junten plata y ya después vemos’. Es una cosa de locos. No hay gente con barbijos en ningún lado’.

Hizo hincapié en que Villa Carlos Paz no pide a los turistas que llegan ‘ni hisopado ni nada, y no sabemos si vienen enfermos o sanos. La situación es muy complicada’.

Durante la semana pasada se confirmaron varios casos positivos de Covid-19 en una importante cadena de supermercados, lo que obligó a la intervención del gremio para reforzar los protocolos.

En cuanto a la campaña de vacunación Orso indicó que se pidió al gobierno nacional que se incluya a los empleados de comercios y supermercados como personal esencial.

Por otro lado, adelantó que ya se está hablando con distintas cámaras empresariales para abrir las paritarias y acordar una recomposición salarial.

‘No se aguanta más la situación. Hay que abrir paritarias y ver qué se va a hacer. Más allá del bono de 5 mil pesos pautado hasta abril la realidad es que el sueldo alcanza para 15 días del mes. Hay que revertir esa situación’, planteó.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here