El brote de coronavirus en Justiniano Posse se recrudeció en las últimas 24 horas tras una cuestionada misa en la que un cura instó a los feligreses a sacarse el barbijo.

Adrián Leonardi, periodista local, afirmó a Radio Universidad que la situación “está complicada, grave. Crece el número de casos, el miércoles se conocieron otros 6 y ya suman 22 que aparecieron en el lapso de 48 horas. Además, hay otros 68 hisopados que se realizaron entre el miércoles y el martes, de los cuales aún no se conoce resultado. Casi todos en personas con síntomas”, remarcó.

Leonardi puntualizó que hay más de 1400 personas aisladas. El 12 o 13 por ciento de la población están aislados en sus hogares porque son personas con Covid positivo, contactos estrechos, o contactos de esos contactos.

“Si bien se lo esperaba, aunque había un relajamiento, una cierta confianza, porque hacía seis meses que había empezado la pandemia y no habíamos tenido más que dos casos importados al comienzo, se preveía que podía llegar a haber algún brote. Nunca se previó que fuese con tanta virulencia, con tan rápido crecimiento”, expresó el periodista.

Por el momento, las autoridades no dispusieron la vuelta a fase 1 en Justiniano Posse, pero no se descarta un eventual regreso si el brote continúa creciendo con rapidez.

Leonardi afirmó que el cura que guió la misa “no habla nunca con los medios, y ahora no tiene posibilidad de hacer misas porque están suspendidas las misas y todo tipo de cultos, por lo que no hizo declaraciones. Su cuenta de Facebook se ha cerrado, solamente algunos de sus seguidores han hecho algunos comentarios vía redes sociales pero nadie quiere hablar a través de los medios”.

Por otro lado, Sergio Arroyo, titular del COE Villa María, confirmó a Radio Universidad que el foco se originó a partir de un evento religioso que se dio el martes de la semana pasada, a partir del cual consultan por síntomas compatibles con la enfermedad el día miércoles, cuando se hisopa una primera familia que da resultados positivos para Covid. 

“A partir de ahí se hace todo lo que el estudio epidemiológico indica, que es identificar precozmente todos los contactos estrechos que han tenido los positivos y los contactos de contactos, para de esa manera aislarlos, estudiarlos y cortar la propagación viral”, dijo.

Además, Arroyo puntualizó que el número de aislados impacta “por su condición de contactos estrechos. Esto significa haber estado a menos de metro y medio, sin barbijos ni barreras, por más de quince minutos. Ante la sospecha, se hace aislamiento preventivo hasta que los estudios vayan determinando quiénes pueden volver a la circulación habitual”.

Cba24n

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here