En la última sesión el Concejo de Representantes de Villa Carlos Paz aprobó por mayoría modificaciones a la ordenanza que reglamenta las audiencias públicas. De esta manera, se habilitó el desarrollo de estas instancias de participación ciudadana sin la concurrencia de personas.

“En caso de darse en la ciudad situaciones de excepción que impidan la normal circulación de los ciudadanos, los interesados en hacer uso de la palabra deben, conjuntamente con el registro e inscripción, acompañar por escrito los términos de su exposición preferentemente de forma digital enviando un correo electrónico a la dirección dispuesta por Secretaría Legislativa. De no ser posible, deben ser presentadas en letra clara y legible en forma personal en Secretaría Legislativa”, dice uno de los cambios incluidos en la ordenanza.

Y más adelante agrega que “en caso de producirse alguna situación excepcional (…) las exposiciones de los participantes en la audiencia pública serán leídas en voz alta por el Secretario o Prosecretario Legislativo, al momento de la realización de la Audiencia Pública”.

“Dada la situación en la que nos encontramos, este proyecto era fundamental e inevitable”, justificó la edila oficialista Carla Livelli. En efecto, el fundamento central de los cambios es la situación sanitaria, pero vale aclarar que entre los considerandos se menciona la fase cuatro del aislamiento social preventivo y obligatorio, siendo que nuestra ciudad se encuentra en la etapa de distanciamiento social preventivo y obligatorio.

Así lo hizo ver en su intervención el concejal de Carlos Paz Inteligente, Carlos Quaranta: “No tenemos el mismo orden de restricción como sí se mantiene en el Área Metropolitana de Buenos Aires o en córdoba capital”, dijo y recordó que el primer decreto de necesidad y urgencia que firmó el presidente Alberto Fernández en contexto de pandemia dejó dentro de las excepciones al ámbito legislativo. “Las audiencias públicas se dan en el ámbito legislativo y quedan incluidas dentro de las excepciones establecidas en el primer DNU”, argumentó.

El presidente del bloque de Carlos paz Unido, Sebastián Guruceta, intentó rebatir el fundamento diciendo que la situación es dinámica y que “en cualquier momento Villa Carlos Paz puede volver a la fase 1, como ya pasó en Jujuy y en otras localidades”.

Jorge Lassaga (CPST) planteó que, “existen otras alternativas” como las plataformas digitales de comunicación para garantizar que los ciudadanos “pueda expresarse con su presencia y su voz”.

“Debemos garantizar la transparencia de los procesos, mucho más cuando hablamos de ámbitos participativos”, dijo. Y señaló que el municipio cuenta con espacios físicos donde se pueden llevar a cabo las audiencias “cumpliendo con todos los protocolos de sanidad”.

Puso como ejemplo el Estadio Arenas donde se llevó a cabo la campaña de vacunación antigripal para adultos mayores.

El edil de Carlos Paz Despierta, Daniel Ribetti, también abogó por la inclusión de disposiciones que den garantías de legitimidad a los escritos. “Es necesario que busquemos mecanismos para que no nos queden dudas sobre los escritos que llegue. Y lo planteamos desde un punto de vista razonable. Hemos visto lo que pasó en campaña. Ustedes mismos fueron víctimas de ataques y fakes news. Lo veo en las redes sociales y la metodología de los trolls ya está instalada. Hay que arbitrar los mecanismos para que esa forma desleal no se filtre en una audiencia pública”, dijo.

A su turno Gustavo Molina (Capaz) consideró que, “la presidenta tiene las herramientas necesarias para garantizar tal como está la ordenanza, habilitando mecanismos tecnológicos para que el ciudadano tenga la posibilidad de participar sin necesidad de ser representado”. Y remarcó que, “la confianza en las instituciones políticas es clave en el desarrollo de la República, sobre todo en tiempos de crisis”.

El pedido de que el proyecto se revea en comisión y se le hagan aportes, no fue considerado y el punto fue aprobado con los siete votos del bloque oficialista más el de la edila radical Natalia Lenci.

Compartí esta nota y seguinos en las redes

2 COMMENTS

  1. UN DISPARATE
    Un atropello grosero a la democracia a la constitución a la carta orgánica y a los ciudadanos.
    El COVID-19 es una calamidad para toda la humanidad y debemos tenerle mucho respeto. Lamentablemente muchos han encontrado en él un aliado para justificar cualquier disparate.
    Los concejales han hecho realidad un sueño que tiene décadas. Porque no soportan escuchar lo que no quieren escuchar.
    LAMENTABLE
    Audiencias públicas sin público.

  2. INFESTADURA ¡!!
    Haber caceroleros, autocerealeros, antidererechos, no van a salir a manifestar una nueva afrenta a los derechos ciudadanos ahora que “La Escribanía Mayor” de Villa Carlos Paz se auto autorizó la realización de audiencias “Públicas” sin público. Sería como limpiarse el culo sin haber cagado.
    Así nos va como comunidad, cada vez se blindan más chirolita gesteira y sus secuaces, el próximo paso será eliminar las mayorías agravadas para ningunear definitivamente a la oposición que no atina a producir un hecho político relevante para frenar tanto atropello
    Ahí tienes a los adalides de la democracia, de la honestidad, que te vendieron y vos compraste a libro cerrado, después salís a denunciar que no quieres otra Venezuela ni el comunismo, y te comes el fascismo sin chistar.

    Mientras tanto, dale que va. Vermouth con papas fritas y good show

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here