Por Alejandro Gómez

Después de 50 días de un aislamiento estricto para la mayoría de las actividades, Villa Carlos Paz comenzó a desandar el lunes 11 de mayo pasado la ‘flexibilización’ dispuesta por el COE del gobierno de la provincia, y avalada por el municipio local.

El panorama está lejos de lo que recordamos como ‘normalidad’ pero, al menos, algunos comercios volvieron a abrir sus puertas.

La reapertura comenzó a gestarse el viernes de la semana anterior, cuando el COE resolvió ‘redefinir’ el conglomerado del Gran Córdoba, excluyendo a distintas localidades, entre ellas Villa Carlos Paz.

Esto le permitió a nuestra ciudad ser considerada ‘zona blanca’ y poder avanzar con la flexibilización.

Si bien la novedad trajo alivio sobre todo al sector comercial (que incluso había amenazado con abrir sus puertas aun sin autorización), inicialmente en el municipio hubo malestar por lo ‘intempestivo’ de la decisión.

Es que el COE pidió a los gobiernos locales que aprueben los protocolos a través de sus cuerpos legislativos para, luego, dejarlos a cargo de supervisar su aplicación.

Esto generó frenéticas reuniones en el Palacio 16 de Julio para resolver desde cuándo se iba a aplicar la flexibilización. Hubo dudas, marchas y contramarchas.

Entre las varias opciones que se barajaron se impuso finalmente la de convocar a una sesión del Concejo de Representantes para el domingo por la noche, para aprobar los protocolos que entrarían en vigencia al otro día.

El intendente Daniel Gómez Gesteira, el exmandatario Esteban Avilés y la presidenta del cuerpo legislativo, Soledad Zacarías, participaron de la crucial reunión.

Así las cosas, el Concejo aprobó por unanimidad (tras largo debate y luego de que el oficialismo rechazara todas las propuestas de las minorías) los distintos protocolos elaborados para cada actividad, lo que habilitó la reapertura de locales comerciales y peluquerías, el reinicio de obras privadas y la habilitación de las profesiones liberales.

Los protocolos actualizados de cada rubro pueden descargarse de la web oficial de la municipalidad: www.villacarlospaz.gov.ar.

Positiva evaluación

El municipio realizó un balance positivo tras la puesta en marcha en Villa Carlos Paz de la flexibilización progresiva del aislamiento.

La dirección de Seguridad VCP instaló un puesto informativo en pleno centro de la ciudad (en el ingreso de Galería La Strada), donde personal del área brinda a comerciantes y vecinos, detalles de los protocolos vigentes.

El puesto estará en funcionamiento todos los días de 9 a 20:30, y en los próximos días se complementará con otro de iguales características, instalado en bulevar Sarmiento y Esquiú.

Por otra parte, inspectores realizan distintas visitas a comercios controlando las medidas sanitarias dispuestas en cada local, cantidad de empleados, horarios de funcionamiento, respeto por la distancia social permitida, entre otros puntos.

“Tuvimos un comportamiento muy correcto de los vecinos y con un cumplimiento sumamente satisfactorio por parte de los comerciantes en cuanto a las medidas permitidas y recomendadas”, señaló Roberto Giménez, director de Seguridad VCP.

Desde elCentro Comercial, Industrial, Profesional y de Servicios de Villa Carlos Paz, el presidente Jorge Fernández Campón consideró “muy importante” que se haya habilitado la reapertura de los locales.

“Es importante que hayamos comenzado a abrir las puertas de los negocios pero está claro que no será fácil. La gente no tiene disponibilidad para andar comprando”, advirtió en diálogo con VillaNos Radio.

Planteó que la flexibilización del aislamiento “es una forma de volver lentamente a la actividad normal”.

“Demoraremos un poco, pero si cumplimos las metas y planteos de los protocolos como lo hemos venido haciendo en Villa Carlos Paz, en un tiempo perentorio vamos a poder volver”, dijo.

De todos modos insistió con que el proceso de normalización “será sumamente duro”.

“El turismo está relegado y las ayudas para el sector no se notan. Va a ser muy difícil, pero hemos dado el primer paso hacia la normalidad y como tal es importante”, finalizó.

Para el gremio mercantil, en tanto, la reapertura de los comercios también deja un balance positivo, aunque la preocupación por las fuentes de trabajo está muy presente.

“Es un aspecto positivo el regreso de vida comercial. Lo que sí hemos notado es que por el factor económico y temor al coronavirus, a lo que se suma el paro en el transporte urbano, la gente no regresó en gran cantidad a los comercios para realizar compras. De todos modos, celebramos la reapertura”, dijo el secretario General del Centro de Empleados de Comercio, Carlos Orso, a VillaNos Radio.

Alertó, sin embargo, que el saldo de la crisis se deja ver “en la gran cantidad de negocios cerrados”.

En este punto envió un mensaje a los empleados y a los empleadores.

“Si el comercio ha cerrado definitivamente y no hubo acuerdo para concluir la relación laboral, el empleado debe reclamar la indemnización por despido”, aclaró.

Respecto a la aplicación del convenio firmado por la Federación Argentina de Empleados de Comercio y Servicios (Faecys) garantizando el cobro como mínimo del 75% de los salarios para abril y mayo, en el contexto de la cuarentena, Orso remarcó que para que tengan validez los convenios “deben estar avalado por el Centro de Empleados de Comercio”.

“Ya advertimos a comerciantes y contadores que no vamos a avalar ningún acuerdo que no haya sido firmado con la presencia del sindicato. Vemos que muchos lo han hecho individualmente sin el gremio, y el ministerio de Trabajo remite los acuerdos al CEC. Y los vamos a rechazar”, reiteró.

Falta mucho

Como planteamos en el inicio de esta nota, a partir de la flexibilización del aislamiento Villa Carlos Paz recuperó ‘retazos’ de normalidad en lo que tiene que ver con la vida comercial, a lo que hay que sumar la habilitación de las salidas recreativas los fines de semana.

Pero teniendo en cuenta que la actividad turística está completamente paralizada, y con bares, confiterías, restaurantes y hoteles aun con sus puertas cerradas al público, queda claro que todavía falta mucho.

Y en este punto bien vale remarcar que la lucha contra la pandemia está lejos de haberse terminado, lo que nos obliga a todos, personal y colectivamente, a extremar las medidas de precaución que recomiendan los expertos para evitar retrocesos que pueden ser muy dolorosos tanto desde el punto de vista sanitario como del económico.

Nota correspondiente a la edición n° 553 del periódico La Jornada, del 27 de mayo de 2020.

Compartí esta nota y seguinos en las redes

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here