Independientemente de los discursos ‘pour la gallerie’ que hablan de la necesidad de tener diálogo y consenso, lo que realmente determina la voluntad de ir en ese sentido son los hechos.

Y el nuevo oficialismo demostró que la voluntad sigue siendo la de ningunear a la oposición, continuando con la ‘tradición’ instaurada durante la gestión Avilés.

El pasado jueves 15 de agosto se llevó a cabo un plenario con todos los concejales con el objetivo de avanzar en la conformación de las diferentes comisiones internas.

Tomando el discurso que ofrecieron públicamente distintos ediles de Carlos Paz Unido sobre diálogo y consenso, concejales como Daniel Ribetti (Carlos Paz Despierta), Carlos Quaranta (Carlos Paz Inteligente), Jorge Lassaga (Carlos Paz Somos Todos) y Gustavo Molina (Capaz) plantearon –con matices- que algunas de las comisiones estuvieras presididas por la oposición.

La respuesta fue categórica: no. En ese marco, sin posibilidad de acuerdo, se votó para definir quién encabezaría cada comisión. El oficialismo hizo valer ‘el número’ y se quedó con todas.

Más allá de la formalidad, el cargo tiene una importancia estratégica/política. Es el titular de cada comisión quien tiene la facultad de definir los temas que se discutirán previo a tratarlos en el recinto, y este recurso reglamentario fue ampliamente utilizado por CPU para bloquear a mansalva los diferentes proyectos presentados por la oposición, casi sin importar el tema abordado.

El oficialismo decidió, asimismo, que todos sus integrantes participen de todas las comisiones, asegurándose de esta forma tener mayoría en cada instancia legislativa.

Preocupa que en la gestión que recién se inicia bajo el mando del intendente Daniel Gómez Gesteira, sus dirigentes no hayan tomado nota que el escenario político actual no es el mismo de 2015.

En aquel entonces, el argumento principal para avanzar unilateramente en cualquier sentido tenía que ver con que ‘casi siete de cada 10 carlospacenses’ había votado la propuesta de CPU. Hoy, la ecuación está totalmente invertida, con ‘casi siete de 10 carlospacenses’ que eligieron otras alternativas.

Y aunque la cláusula de gobernabilidad le garantizó mayoría en el Concejo de Representantes, la relación de fuerzas entendida como cantidad de votos, no habilita a CPU el camino de la discrecionalidad absoluta.

Así quedaron las comisiones

Comisión General: Soledad Zacarías

Economía y Finanzas: Carina Fernández

Desarrollo Urbano Ambiental: Carla Livelli

Turismo, Cultura y Deportes: Mariano Melana

Desarrollo Social, Salud y Educación: Patricia Morla

Interpretación, Reglamento y Asuntos Institucionales: Leonardo Villalobo

Seguridad Ciudadana: Sebastián Guruceta

Nota correspondiente a la edición n° 544 del periódico La Jornada, del 28 de agosto de 2019.

Compartí esta nota y seguinos en las redes
error

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here