El cuartel de bomberos de Icho Cruz se fundó el 18 de julio 1995. Diego Concha es quien se desempeña como jefe del cuerpo activo, con el grado de Comisario Mayor. Tiene 48 años y de los cuales lleva 32 como bombero. Su padre fue uno de los fundadores del cuartel de bomberos de Villa Carlos Paz. Además, se desempeña también como titular de Defensa Civil de la provincia.

En diálogo con VillaNos Radio, Concha recuperó el origen del cuartel que se armó a partir de la inquietud de vecinxs de la zona de Mayu Sumaj, Icho Cruz, Tala Huasi y Cuesta Blanca. “En esa zona había varios bomberos que en ese momento cumplíamos servicio en Villa Carlos Paz y así fue como se comenzó con un cuartel de bomberos que nació muy humilde. Teníamos poco equipamiento. El primer móvil que llegamos a tener fue un rastrojero que nos dio en comodato el gobierno de la provincia y posteriormente pudimos comprar una camioneta F100 que tenían a la venta los bomberos de Cosquín”, recordó y que inicialmente alquilaban el lugar donde se reunían hasta que la comuna de cuesta Blanca les donó el predio donde hoy funciona la institución.

El cuartel de bomberxs de Icho Cruz cubre hoy una jurisdicción de cinco localidades del sur de Punilla (San Antonio de Arredondo, Mayu Sumaj, Icho Cruz, Tala Huasi y Cuesta Blanca). Bajo su responsabilidad está la cobertura de la Ruta 34 Jorge Recalde (que une el Valle de Punilla con Traslasierra).

Su ámbito de injerencia colinda con el cuartel de bomberos de Alta Gracia (Icho Cruz cubre hasta la zona de la estación terrena de Bosque Alegre); hacia el sur cubre hasta El Cóndor (desde El Cóndor al sur ya es jurisdicción del cuartel de Mina Clavero); hacia el este cubre hasta el camino que va hasta Cabalango (luego pasa a ser jurisdicción del cuartel de Tanti); y hacia el norte cubre hasta el comienzo del ejido de San Antonio (luego pasa a ser responsabilidad del cuartel de Villa Carlos Paz).

Concha recordó que comenzaron siendo ocho bomberos. Hoy el cuartel está integrado por 32 bomberos, 8 aspirantes y 12 cadetes. “Arranqué capacitando a 10 niños que tenían entre 13 y 16 años. En la región no se sabía qué era ser bombero. Por suerte, fuimos creciendo y progresando”, dijo y valoró el aporte de la comunidad en ese crecimiento colectivo.

“Nuestra institución es de puertas abiertas y pertenece a la comunidad”, destacó.

Sostuvo que la clave del crecimiento fue contar con buenas Comisiones Directivas que hicieron las inversiones necesarias para atender las demandas. “Contar con buena gente y capacitada, es fundamental. El equipamiento y materiales, se pueden comprar. Pero lo que no se comprar es la capacitación y sobretodo, que sean buena gente. Estamos orgullosos de los bomberos y bomberas que tenemos trabajando en la institución”, manifestó.

Y remarcó: “Somos una gran familia”.

VillaNos Radio

Compartí esta nota y seguinos en las redes
error

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here