Publicidad

La Conferencia Episcopal Italiana realizó cambios en la oración del Padre Nuestro y del Gloria.

El pasado 22 de mayo, la Asamblea General de la Conferencia Episcopal Italiana (CEI) adoptó una nueva versión del llamado Misal Romano, que incluye al Padre Nuestro y al Gloria. Esta medida fue aprobada por el papa Francisco.

Es importante remarcar que los cambios se dan en la versión italiana de los rezos. El Padre Nuestro en italiano incluía la frase “non ci indurre in tentazione”, que significa “no nos induzcas a la tentación”, y ahora se cambió por “non abbandonarci alla tentazione”, que sería “no nos abandones a la tentación” en español. En nuestro idioma, la traducción era más cercana a este último cambio.

En 2017, el papa ya había dado indicios de estar en desacuerdo con la versión que daba a entender que los hombres son inducidos por Dios a caer en la tentación. “Soy yo quien cae, no Dios quien me arroja”, había expresado el sumo pontífice.

Por otra parte, la CEI también modificó la oración del Gloria. La parte que decía “pace in terra agli uomini di buona volontà”, que sería “paz en la tierra a los hombres de buena voluntad”, fue modificada por “pace in terra agli uomini, amati dal Signore”, en castellano: “paz en la tierra a los hombres, amados por el Señor”.

Las Conferencias Episcopales del mundo podrán elegir si siguen los pasos de los obispos italianos o si continúan utilizando las versiones de las traducciones anteriores. Por su parte, la Iglesia Británica ya rechazó la modificación.

Cba24n

Compartí esta nota y seguinos en las redes
error

ESCRIBE UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here