Familiares y amigos de Franco Amaya ingresaron formalmente este jueves un proyecto de ordenanza para que tres espacios públicos de Villa Carlos Paz lleven el nombre del joven asesinado por la policía el 22 de febrero de 2017.

La presentación se da en el marco de que se está cumpliendo un año de la sentencia que llevó adelante la Cámara 11 del Crimen y que decidió condenar a 12 años de prisión a Rodrigo Maximiliano Velardo Bustos, el policía autor del disparo que mató a Franco, y absolvió al agente José Ezequiel Villagra que era el responsable del control vehicular.

“Mañana mi hijo cumpliría 21 años. Es una vida que truncaron. Él tenía sus proyectos y esta gente, con una impunidad terrible, le quitaron la vida”, dijo Laura Cortez, la mamá de Franco Amaya, ante los concejales al dirigirse a ellos antes del comienzo de la sesión ordinaria.  

Los espacios a los que se quiere denominar Franco Amaya son el puente Arturo Illia, la calle Los Gigantes y la plazoleta San Francisco de Asis, donde está pintado el mural que lo recuerda.  Según se explica en la nota de elevación, la intención es “darle una identidad al sector y para que represente una línea de continuidad urbana que dé cuenta de los últimos metros que Franco pudo recorrer con su motocicleta”.

La presentación fue acompaña con las firmas de vecinos que fueron recolectadas en el marco de la intervención que se hizo el pasado 22 de febrero al cumplirse dos años de asesinato del joven.  

“Con este pedido quiero proponer que haya memoria, por mi hijo y por todos los chicos que son asesinados por la policía. Que los pasen por ahí sepan a que a mi hijo le truncaron la vida. Queremos que esto no pase nunca más. No queremos otro Franco. Creo que todos son padres y madres. Hoy me tocó a mí, mañana puede ser otro”, expresó con emoción Laura.

Y añadió: “Si no hubo justicia, que por lo menos haya memoria”. 

Compartí esta nota y seguinos en las redes
error

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here