Turismo: la provincia analizó los números que dejó enero

El nivel de ocupación hotelera estuvo por debajo de lo esperado. Lo atribuyen a la suba de precios y al enfriamiento de la economía.

Tras haber pasado un mes con menor turismo del esperado, los niveles de ocupación hotelera cerraron con una baja con respecto al año pasado.

Julio Bañuelos, presidente de la Agencia Córdoba Turismo, se expresó en Radio Universidad respecto a un informe publicado por la Asociación Hotelera de Villa Carlos Paz, que señala que el nivel de ocupación en la primera quincena de enero fue del 65%, mejorado en la segunda al 85%, pero que terminaba siendo un porcentaje inferior al previsto.

“Compartimos lo que dice la nota, apuntamos a ir promediando un 72 o 73 por ciento en enero y vamos a llegar al 69 o 70. En la primer quincena casi salimos empatados con el año pasado. Pero en la segunda quincena, a pesar de que hubo mucho movimiento, no alcanzamos los niveles del año pasado y eso es lo que nos tira dos puntos para abajo”, explicó.

Además, recalcó que el año pasado fue “un año récord para Córdoba en cantidad de gente” y que este año “hay gente dando vueltas. El gran problema es el gasto per cápita. El año pasado tuvimos un gasto promedio entre combustibles, alojamiento, teatro, excursiones, regalería, alfajores, estacionamiento, peaje, de 1.300 pesos diarios por persona”, detalló.

“Este año estamos en 1.500 o 1.550 pesos de gasto diario. Si al valor del año pasado se aplica la inflación del 48 por ciento, deberíamos estar cerca de los 2 mil pesos diarios. Ahí es posible darse cuenta de la retracción en el gasto”, advirtió.

En comparación con el año pasado, “el primer cambio que notamos es que hay mucha gente que no se fue al exterior y se quedó a vacacionar en Argentina. Y estamos diciendo que estamos prácticamente empatados, con un par de puntos menos que el año pasado, quiere decir que hay mucha gente que no salió. Los segmentos medios y medios bajos, que el año pasado hacían un esfuerzo enorme para salir de vacaciones, este año no lo hicieron. Logramos equilibrar eso con la gente que no se fue al exterior”, ponderó.

Y agregó que el turismo de cercanía, de 500 kilómetros o menos, empieza a aumentar por los costos del combustible. “Algún turista que hacía 800 o mil kilómetros no lo hacía, pero el ahorro en combustible implica una o dos noches más de alojamiento. Empieza a verse una composición distinta en el origen del turista y empieza a preponderar el turismo de cercanía, sobre todo en aquellos que eligen vacacionar con esta tendencia de cuatro días”, afirmó.

Distintos operadores turísticos señalaron que, al no ser una buena temporada y al tener un incremento importante en todos los costos para poder operar, las dificultades para operar en lo que resta del año en términos económicos van a ser importantes.

Consultado por una posible intervención de la agencia en esto, Bañuelos comentó que la agencia puede ser mediadora entre los privados y distintos sectores del Estado, pero que su principal objetivo es la promoción del turismo. En este sentido, explicó que desde el gobierno provincial se lanzarán líneas de crédito para distintos sectores de PyMEs, entre ellos, los sectores hoteleros.

“Hay una gran recesión y todas las medidas económicas vigentes hoy son para enfriar todo tipo de actividad, con un proceso inflacionario importante. Los mejores pronósticos hablan de un 29% de inflación anual para 2019, y venimos de un 48 por ciento. Esto impacta en la actividad turística y son muy pocos los rubros que hoy están ganando, especialmente el financiero. Tenemos una enorme crisis y el único plan que tenemos vigente es un plan de enfriamiento de la economía, y eso se nota”, evaluó.


Compartí esta nota y seguinos en las redes

ESCRIBE UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here