Ruiz: “Hay mucho marketing de la ‘gestión comunitaria’ y ‘nuevo paradigma’, pero si uno va al fondo eso no se ve”

Publicidad

A principios de octubre, el concejal Omar Ruiz lanzó una campaña en las redes sociales que lo posicionan como ‘candidateable’ de cara a los comicios municipales de 2019.

En una entrevista con VillaNos Radio, el edil fue muy crítico con el avilesismo a la hora de hablar de la falta de tratamiento legislativo a proyectos presentados por otros espacios políticos. Y en este sentido habló de la existencia de un poder legislativo “amordazado”.

“No se quiere avanzar con los temas que abren diálogos, discusiones, buenas polémicas, argumentos. Esta es una decisión del actual intendente”, afirmó.

Refiriéndose al proyecto de Código Electoral Municipal que presentó en tres oportunidades (primero como secretario de Calidad Institucional y dos veces como concejal) detalló que la propuesta incluye la realización de Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias (PASO) a nivel municipal y disposiciones concretas para transparentar las campañas electorales.

“No les interesa avanzar en este tema porque les interesa seguir manejando las cosas de otra manera”, expresó.

Ruiz sostuvo que, en su segundo mandato, Avilés ha tenido un giro autoritario, pasando a ser “de un gobierno multicolor a uno monocolor”. Y puntualizó que el oficialismo no ha querido tomar posturas sobre temas de trascendencia nacional o provincial como el debate por la ley de interrupción voluntaria del embarazo o la construcción de la autovía de montaña, los tarifazos, la reforma jubilatoria, entre otros.

“No hay decisión política de involucrar a un gobierno y abrir espacios de debate. Es todo un signo de autoritarismo muy fuerte”, consideró.

En esa línea, mencionó también la persecución y hostigamiento que el gobierno de Avilés emprende hacia medios críticos como La Jornada y Radio Cyber. “Esto le puede funcionar para un plan político circunstancial, pero el retraso institucional que provoca a la ciudad es tremendo. Después cómo se desanda ese camino. Porque todo eso permea en la cultura de la dirigencia. Esos modelos después se intentan replicar. Y la democracia no es eso.

Ya superamos la idea monárquica de que el patrimonio del rey se confundía con el patrimonio del reino. La idea de manejar el dinero público como si fuera propio, es monárquico. No es de estos tiempos de la democracia”, acusó.

Además, habló de los retrocesos existentes en materia de acceso a la información pública. “En términos institucionales hay un gran retroceso y creo que el próximo gobierno tiene que volver a formas democráticas. Hay mucho marketing de la ‘gestión comunitaria’ y ‘nuevo paradigma’, pero si uno va al fondo eso no se ve”.

El edil señaló además que el municipio sigue sin abordar los grandes temas de fondo y como ejemplo mencionó el déficit habitacional y el saneamiento del lago San Roque. Sostuvo que la política del gobierno en estos casos es esperar la llegada de fondos a nivel provincial o nacional, siendo que es un gobierno que se jacta de tener superávit.

“Iosa se fue el municipio porque no le dieron un mango. Y en el tema de vivienda, la única que le pone el cuerpo es Liliana Bina y algunos funcionarios del área de Obras Públicas, pero no hay una decisión política de afrontar estos temas”, enfatizó.

 

Nota correspondiente a la edición n° 534 del periódico La Jornada, del 31 de octubre de 2018.

Compartí esta nota y seguinos en las redes

ESCRIBE UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here