Publicidad

Camila Suárez tiene 12 años y en noviembre pasado le diagnosticaron leucemia. Es de Villa Carlos Paz y cada dos días viaja a Córdoba para hacerse transfusiones de sangre en el Hospital Infantil. Pronto va a ser sometida a cirugía en el Hospital de Niños para recibir un trasplante de médula.

Pero su salud se va deteriorando a medida que pasa el tiempo y esto preocupa a su familia como a las personas que se acercaron para ayudarla. La realidad es que la niña vive en condiciones muy precarias, donde hay contaminación y su sistema inmunológico se vuelve vulnerable.

Sandra Beggino, referente de la agrupación Dislexia Carlos Paz, compartió a través de El Doce y Vos, imágenes de la situación por la que atraviesa Camila. Su casa, ubicada en barrio La Vizcachera, en la costa del río, está deteriorada, debajo de su cama hay tierra y el pozo negro suele desbordarse por lo que conviven con agua contaminada.

Así vive Camila, mientras lucha contra una enfermedad cancerígena. Su vida está en riesgo y según relató Beggino, están angustiados y desesperados porque las autoridades de Carlos Paz no las escuchan.

De las veces que vino a Córdoba, se descompuso en cuatro oportunidades. La mujer, en nombre de la mamá de la niña, solicita una vivienda en la ciudad capital, cerca de los hospitales donde realiza sus tratamientos, para evitar que la situación pase a mayores y haya que lamentar un desenlace fatal.

“No cuenta con certificado de discapacidad y desde Desarrollo Social de Carlos Paz le dieron un subsidio por única vez”, aseguró conmovida por el hecho. “Si Camila se muere, ¿quién se hace responsable? Nadie le da respuesta inmediata”, afirmó con mucha impotencia y dolor. Y apuntó contra las autoridades: “Camila es uno más de los tantos casos de la villa. La mamá se cansó de ir a pedir ayuda, golpeó muchas puertas… Nosotros acudimos a todos los lugares responsables para lograr ayuda. Fuimos al municipio y no dieron respuestas. Sólo un subsidio por única vez”.

“Hablo desde la tristeza y el dolor. Estamos en una ciudad turística, donde todo es brillo y vienen artistas y gente de todos lados, y que los funcionarios sean tan indiferentes duele. Me comuniqué hasta con (el intendente) Avilés pidiendo ayuda, pero no llegó nunca. Que te mientan descaradamente indigna”, lamentó.

En cuanto al problema más acuciante, se conoció que el Ente Coordinador de Ablación e Implante de Córdoba (Ecodaic) le conseguiría una vivienda cerca del hospital y en las condiciones que necesita Camila.

 

Donantes de sangre

La niña necesita con urgencia donantes de sangre para garantizar sus transfusiones.

Desde el Banco de Sangre de la Coopi están enviando cinco unidades de plaquetas por semana. Por esta razón, se pide a todos lo que quieran donar sangre para Camila que se acerquen al Banco de Sangre (Alvear 544) de 7 a 14,15.

 

Para colaborar

Quienes deseen colaborar pueden comunicarse al 3541-336171 (Sandra Beggino), o depositar directamente en la cuenta del Banco San Juan nº 616350/7-009 a nombre de Nuria Nahir Suárez Jalaff; CBU: 045000940280006135072.

 

Nota correspondiente a la edición n° 505 del semanario La Jornada, del 12 de marzo de 2018.

Compartí esta nota y seguinos en las redes

ESCRIBE UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here