El proyecto oficialista está listo para ser tratado en Diputados. Proponen cambios en las garantías y crear el alquiler social.

La noción del alquiler, particularmente de viviendas, es una cuestión central en el núcleo social del país, que tiene alrededor de siete millones de personas involucradas en la cuestión.

Por eso, a pesar de que en el Senado de la Nación ya tenga media sanción un proyecto de ley, este martes obtuvo media sanción en la Cámara de Diputados un nuevo texto, el cual quedó en condiciones de ser tratado en las dos últimas sesiones ordinarias del año.

El titular de la comisión de legislación general refirió que la búsqueda apunta a “acotar abusos” y “proteger la parte más débil” en la negociación, en referencia a los inquilinos. En tal sentido, Daniel Lipovetzky dijo que es “una gran deuda” del Congreso de la Nación la existencia de una nueva ley, en una temática en la que existen “visiones distintas” que demandó mucho trabajo para su unificación.

El diputado oficialista puntualizó que se “enriqueció” lo ya aprobado en la Cámara Alta tiempo atrás, agregando cuestiones que “no estaban desarrolladas en la otra ley”. La creación de un “alquiler social”, cambios en garantías, la baja en los montos de las comisiones y los ajustes contractuales, con la propuesta de que sean anuales y de acuerdo a la inflación, son las cuestiones centrales.

“Sostenemos que lo correcto es que haya una baja en las comisiones y que, a su vez, en las renovaciones de contrato sólo se pueda cobrar la mitad de lo que costó la comisión del contrato anterior” sentenció, en diálogo con el programa Cara y Cruz.

Para Lipovetzky, también es central que haya “un alquiler social”, destinado a “personas en condiciones de vulnerabilidad social”. En la entrevista con radio Universidad, indicó: “Hay que considerarlos porque necesitan apoyo del Estado. Muchas veces no pueden obtener garantías en su círculo de influencia. Respecto a las garantías es un tema muy grave, que el proyecto anterior nada decía. Proponemos ampliar instrumentos que se puedan dar en garantía, como certificación de ingresos y recibos de sueldo”.

Además de sostener los plazos mínimos de alquiler (dos años para viviendas y tres para comercios), la norma que debe pasar por el Congreso propondrá que el canon locativo de aumentos sea “anual” y con los números que sean brindados por “el Índice de Precios al Consumidor (IPC) del Indec”.

 
Cba24n
Compartí esta nota y seguinos en las redes
error

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here