Por Alejandro Gómez – Director de La Jornada

Avilés, El Gran DecretadorAl fin una buena noticia!

Después de tratar de dibujarla planteando acuerdos, consensos, respeto por la pluralidad de ideas, la división de poderes y demás, el intendente Esteban Avilés tomó la decisión que quería, de la forma que mejor lo representa: por decreto.

Y listo. Basta de maquillaje. Las cosas como son. A garrotazo limpio.

El jueves pasado tomó la decisión de quitarle el servicio de agua a la Cooperativa Integral no ya por una ordenanza discutida y aprobada por el Concejo de Representantes, tampoco por un referéndum para escuchar ‘la voluntad popular’… por decreto. Con su sola firma (la de los secretarios no cuenta ya que, de no hacerlo, estarían afuera del gobierno). Se erigió en intérprete absoluto de los deseos del pueblo.

Fue curiosa la puesta en escena del anuncio. Además de los secretarios había empleados y funcionarios de segundas y terceras líneas. Algunos de ellos completamente desconocidos. Ni un solo concejal. Ni siquiera alguno de los cinco incondicionales. Ni para la foto.

Llamó a una conferencia de prensa, dijo que la Coopi debe entregar el servicio el 14 de octubre, calificó de ‘verso’ la preocupación por la paz social y el futuro de los trabajadores, y se fue. No aceptó preguntas. El Asesor Letrado y secretario de Gobierno, Juan Villa, se puso al hombro la defensa de una posición que, seguramente, quedará en la historia de la ciudad.

En momentos en que en distintos sectores de la ciudad (políticos, sociales, educativos, religiosos, gremiales y empresariales), hay personas haciendo un esfuerzo para pensar qué es lo mejor para la comunidad, Avilés se cortó solo.

Habla de diálogo y no dialoga; habla de respeto a la división de poderes, y relega al cuerpo legislativo a un rol meramente decorativo; habla de respeto y no lo aplica en su rol institucional…

El decretazo es el signo de mayor debilidad que ha exhibido el gobierno de Avilés hasta el momento. Sin posibilidad de lograr mínimos consensos, se la juega solo. A pura improvisación.

Arrancó el 1 de agosto con un proyecto de ordenanza para terminar la relación con la Coopi. En el camino cambió y buscó impulsar un referéndum vinculante ya, ahora, antes del verano. Y terminó en el decretazo.

En el medio, expuso al ridículo a los ediles que todavía lo apoyan. En la sesión del jueves 25 de agosto se votó por unanimidad convocar al Consejo de Partidos Políticos para encauzar la discusión por el agua. Menos de una semana después, decretazo.Y los obedientes avilescistas quedaron ‘regalados’.

El enfrentamiento con Walter Gispert y el Frente Cívico ya es irremontable. Pero no contento con eso, también se dedicó a criticar al otro socio político con el que aún mantenía algún acuerdo: Omar Ruiz, a partir de la presentación de una propuesta para resolver el conflicto… con diálogo y en última instancia, un referéndum en junio de 2017.

Irresponsable. Autoritaria. Arbitraria. Irracional. Descabellada. Absurda.

Las calificaciones se amontonan y ninguna, por si sola, alcanza para dimensionar las consecuencias de esta decisión.

“El Estado soy yo”, es una frase marcada a fuego en la historia mundial. Se la atribuye a Luis XIV, quien reinó Francia en el siglo XVII, y dio esa particular respuesta cuando el parlamento osó poner en tela de juicio un edicto real “en la búsqueda del bien del Estado”.

“El Estado soy yo”, dijo. Y fin de la discusión.

Acá, en Carlos Paz, tenemos nuestra propia versión de ‘El Rey Sol’: El Gran Decretador.

 

Nota correspondiente a la edición n° 432 del semanario La Jornada, del 04 de setiembre de 2016.

Compartí esta nota y seguinos en las redes
error

1 COMMENT

  1. A ver, podrá ser todo lo que dice pero esto no tiene nada de improvisacion, el agua es un gran negocio mundial, para perpetuarse, uno puede imaginar tercerizaciones, concesiones por años y años, compras de insumos y maquinaria etc etc, quien las va a controlar, a que srl o S.A se las va a adjudicar, con experiencia o formadas ayer sin siquiera dirección fiscal comprobable, de todo menos improvisación.

ESCRIBE UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here