Por Evelina Ramírez

IESS (1)Un confuso episodio envolvió la semana pasada al Instituto de Enseñanza Secundaria y Superior (IESS) y pusieron en el eje de los cuestionamientos al titular de la departamental Punilla, comisario Inspector Mariano Zárate.

Pero vamos a los hechos. La semana anterior, la Fuerza Antinarcóticos de la policía de la provincia de Córdoba realizó en Villa Carlos Paz una serie de allanamientos. Uno de dichos procedimientos se realizó el viernes 3 de julio en el interior del colegio. El primero en afirmar que en la cantina de la escuela se habían encontrado “sustancias compatibles” con cocaína y marihuana fue el comisario Zárate.

“Recibimos la denuncia por parte de personal del establecimiento y padres de alumnos respecto a la posible venta de estupefacientes en la cantina. Trasladamos la denuncia al personal idóneo, la Fuerza Provincial Antinarcóticos(FPA), que realizó la investigación y un posterior allanamiento con resultado positivo, comprobando la veracidad de la denuncia”, dijo el comisario a Radio Next.

Precisó, además, que en el marco de este procedimiento, fue detenida una persona de sexo masculino, “integrante de la familia que tiene a su cargo la concesión de la cantina”.

 

La desmentida

Sin embargo desde la institución desmintieron categóricamente la información a través de un comunicado. “Ante la falsedad de los dichos vertidos por el Oficial Zárate en un medio televisivo sobre el procedimiento que no fue de su competencia, siendo totalmente ajeno a la presente causa, queremos informar que se promoverá los sumarios administrativos correspondientes para que se investigue su accionar y desempeño haciendo extensible la medida a la Provincia por los daños y perjuicios que sus infundados dichos nos han ocasionado”, se lee en el escrito.

En este sentido, el abogado representante de la escuela, Javier Mancini, sostuvo que desde la institución se sienten “enojados y ofendidos” por lo expresado por Zárate. Afirmó también que el allanamiento realizado en el colegio dio resultado negativo, aunque confirmó que la persona detenida era un empleado de quienes tenían la concesión de la cantina.

“La investigación la arranca la fiscalía. No hay denuncia de padres. Cuando nos enteramos institucionalmente nos pusimos a disposición de la fiscalía, y desde hace 15 días que estamos en contacto con ellos”, expresó.

Sobre los pasos a seguir y la posibilidad de accionar judicialmente contra Zárate, dijo que, “lo estamos evaluando”. “No sabemos todavía el impacto que pueden haber causado lo dichos de esta persona, pero si vemos que la institución se ha visto afectada seriamente vamos a accionar”, advirtió.

Mancini aclaró también que los responsables de la cantina se enteraron al mismo tiempo que las autoridades de la escuela que su empleado estaba involucrado en la venta de estupefacientes. “Con acierto y con la idea de velar por los intereses de la institución, ofrecieron dar un paso al costado y rescindir el contrato, y nosotros lo aceptamos. Lamentablemente se tomó esta decisión, porque el servicio era más que bueno”, aclaró.

Cuando este tema estalló en los medios locales y provinciales, comenzar a aparecer en las redes sociales y en mensajes dirigidos a programas periodísticos, versiones de padres y alumnos donde se menciona cierta “permisividad” a la hora de controlar el consumo de drogas dentro de la institución. Se habla, particularmente, del hecho de que muchos alumnos fumarían marihuana habitualmente en el horario de clases.

“Sería una locura que la institución permitiera que se fume en la institución. Es algo que no tiene asidero. Si fuera así, la institución actuará en consecuencia, pero estos dichos son descabellados y no hay que prestarle importancia”, se escandalizó Mancini.

Y añadió: “El IESS toma cartas en el asunto. No esconde las cosas bajo la alfombra. La institución siempre está velando por los chicos y creemos que a las cosas hay que enfrentarlas, no ocultarlas”.

Quien también salió a desmentir la presencia de droga en la escuela fue el Fiscal General de la Provincia, Alejandro Moyano, quien a través de un comunicado aclaró que “no se secuestraron estupefacientes en el interior del establecimiento escolar”.

En el comunicado del Poder Judicial, Moyano precisó que “la Fuerza Policial Antinarcotráfico (F.P.A.), el viernes 3 del corriente mes y año realizó algunos procedimientos en la ciudad de Villa Carlos Paz bajo la dirección del Fiscal de Instrucción del 2do. Turno”.

“La investigación que los motivó, se inició en virtud de que las autoridades del Instituto de Enseñanza Secundaria y Superior (I.E.S.S.) de la villa serrana pusieron en conocimiento de la autoridad competente sobre la posible venta de estupefacientes a alumnos del establecimiento educativo. Que a resultas de la investigación puesta en marcha, se realizó un allanamiento con resultado positivo (secuestro de estupefacientes) en la vivienda de una persona sospechada de dicha actividad -por lo que fue privado de su libertad-, rigiendo a la fecha el secreto de sumario. Corresponde aclarar, que no se secuestraron estupefacientes en el interior del establecimiento escolar mencionado”, se lee en el documento publicado en el portal web del Ministerio Público Fiscal de la provincia de Córdoba.

Desde el Centro de Estudiantes del IESS también se hicieron eco de lo sucedido. A través de un comunicado los alumnos pidieron “responsabilidad” y “cautela” en el manejo de la información.

Leonel Bastianelli, presidente de la entidad estudiantil, remarcó que, “en el colegio no se encontró nada”.

“El contrato con la gente que administraba la cantina fue rescindido. Por lo tanto, las preocupaciones que pueden surgir en torno a ello están totalmente descartadas”, afirmó.

 

Piden en la Legislatura el pase a retiro del comisario Zárate

La legisladora Liliana Montero ingresó el miércoles pasado un proyecto de declaración donde se le pide al ministro de Gobierno y Seguridad, Walter Eduardo Saieg, “el pase a retiro del comisario, Mariano Zarate, de la Regional Punilla, quien a través de distintos medios expresó que en el Instituto de Enseñanza Secundaria y Superior (IESS) de Villa Carlos Paz se habían secuestrado estupefacientes, lo cual fue desmentido categóricamente por el Fiscal General de la Provincia”.

“Constituyen una irresponsabilidad funcional importante las afirmaciones de quien debe llevar a la población tranquilidad y bajo ninguna circunstancia puede ensuciar el nombre de una institución educativa, sometiendo a los padres y alumnos a una situación de alta incertidumbre y preocupación”, argumenta la parlamentaria en el proyecto.

En diálogo con La Jornada, Montero indicó que Zárate “no es un vecino, sino un funcionario con responsabilidad”. “Además, esto está fuera de su competencia. El esclarecimiento de todo hecho delictivo le corresponde a la justicia”, afirmó.

Pero no es la primera vez que Zárate es cuestionado en su proceder. En una entrevista con VillaNos Radio, el legislador Ricardo Fonseca recordó que en el año 2012 presentó un pedido de informe en la Unicameral luego de recibir varias denuncias sobre la forma de proceder de Zárate.

“El Comisario Mariano Zárate tiene un gran complejo psicológico que tiene que resolver no sólo el Tribunal de Conducta Policial sino también las fuentes sanitarias y especializadas de la policía de la provincia de Córdoba. No es la primera vez que fabula este tipo de cosas ni que toma decisión de esta manera, que son absolutamente arbitrarias”, dijo Fonseca.

El viernes, en tanto, Zárate llamó a los medios de comunicación para brindar una conferencia de prensa. Sin embargo rápidamente dejó en claro que no iba a hablar del escándalo con el IESS. “De eso sólo habla el fiscal (Ricardo Mazzuchi y el jefe de la policía de la provincia (Julio César Suárez)”, aclaró, y pidió que no pregunten más del tema.

 

Nota correspondiente a la edición n° 375 del semanario La Jornada, del 12 de julio de 2015.

Compartí esta nota y seguinos en las redes
error

ESCRIBE UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here